311 . 8486 . 230 // 57 (1) 7509819 contactame@nirvajna.com

Guía de Limpieza de los Cristales

Ya hemos visto cuáles son las formas de limpieza que a todo cristal funciona, así como las advertencias con algunos métodos que son permitidos mas no son los más recomendados para algunos cristales.   Por ello en NIRVAJNA hemos creado una guía con su ícono respectivo y su explicación para que te sea más sencillo saber cómo tratar tu cristal; aquí verás los métodos que pedimos tengas especial cuidado y atención, junto con su procedimiento.

Si no has leído “Cuidado y Limpieza de los Cristales” te recomendamos leerlo primero.

agua

  • Aquellos cristales que pueden tener contacto con el agua estarán muy bien cuidados si los lavas bajo cualquier fuente limpia.  Esta puede ser desde el grifo de tu casa hasta un río o cascada, siendo los lugares de la naturaleza los predilectos. Pero si no tienes acceso inmediato a una fuente de agua natural, no te preocupes, basta con que laves tu cristal bajo el grifo, que incluso utilices un poco de jabón delicado y, mientras lo lavas, visualiza que toda energía negativa impregnada en él se va.

sal

  • La limpieza con sal gorda o marina no es del todo recomendable debido a que su uso en extremo puede dañar y rayar los cristales. Sin embargo, para una primera limpieza al adquirir un cristal lo podemos recomendar, si es que es de tu agrado hacerlo. Incluso muchas de las joyas y piedras que en NIRVAJNA ofrecemos ya ha pasado por este proceso inicial para asegurarnos que el cristal tenga el cuidado necesario al momento de llegar a tus manos.

Para la limpieza con sal lo que requieres es una taza o un bol de vidrio donde puedas poner la cantidad de sal marina suficiente para enterrar tu cristal durante mínimo 24 horas, es preferible 72 horas. Al terminar esta etapa es necesario lavar el cristal con abundante agua y secarlo muy bien con un paño suave.

Otro método muy utilizado con sal marina es aquel en el que en un vaso de agua pones tres pizcas de sal gorda, tomadas entre las puntas de tus dedos índice y pulgar y sumergir allí el cristal entre uno a tres días.

También puedes aprovechar tus paseos en la playa y llevar tu cristal dentro de una bolsita de tela para que reciba los beneficios del agua de mar y no sa vaya a perder.

fuego

  • El fuego es un purificador natural y si en tu cristal está indicado que puede estar cerca al fuego puedes limpiarlo en él. Simplemente pásalo cerca a una vela, una chimenea o una fogata. Se trata más de ahumar el cristal que de meterlo directamente en el fuego o las brasas. Y recuerda que antes de hacer este procedimiento necesitas mirar los otros productos con los que está hecha tu joya, pues muchos de estos productos pueden llegar a desgastarse o derretirse, causando un deterioro o la pérdida total de tu joya.

sol y luna

  • En necesario cargar los cristales de energía activa, masculina, yang. Así como de energía sutil, intuitiva y femenina. Por eso cuando encuentres este ícono comprenderás que es necesario exponer tu cristal directamente al sol durante mínimo 12 horas y otras 12 hora de luna, preferiblemente llena. Si en el lugar donde te encuentras no hay suficiente sol debido a la nubosidad, no te preocupes, también funciona. Sin embargo aprovecha al máximo los rayos más fuertes que puedas obtener.

luna

  • Algunos cristales no les sienta muy bien la energía tan fuerte del sol, pues sus principios son tan femeninos que al exponerlos a una energía tan activa es muy agresiva para ellos y pueden dañarse. Por ello, cuando encuentres este ícono sabrás que tu cristal para recargarse es necesario hacerlo bajo la luz lunar y evitar al máximo el sol. Esto no implica que no puedas llevarlo como colgante o pulsera en horas del día debido a que va a verse expuesto a la luz solar, sólo es necesario un poco de mayor cuidado en esos momentos.

miel

  • Sumergir en miel es otra forma de limpiar un cristal en particular, el cuarzo rosa. No se utiliza en ningún otro.

Submit a Comment